Dallol Salt Dome de Etiopía podría revelar cómo se formó la vida por primera vez en la Tierra

Dallol puede parecer un entorno infernal, pero las condiciones aquí son las mismas que antes de que la vida dominara nuestro planeta.

Suscríbete a DyN Noticias

¿Puede la vida desarrollarse en las condiciones más extremas de la Tierra? Los científicos del Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS) en Francia están tratando de averiguarlo. Dirigió la primera expedición científica al domo de sal de Dallol en el desierto de Danakil en Etiopía. A 128 metros bajo el nivel del mar, el sitio se asienta sobre una capa de sal de dos kilómetros de espesor, los restos de un brazo evaporado del Mar Rojo, bajo el cual se encuentra una cámara magmática activa. “Hay un pH muy ácido y una salinidad muy alta alrededor del domo”, dice la directora de investigación del CNRS, Purificación López-García. “Tiene un 50% de sal, casi el doble del tamaño del Mar Muerto”. Los líquidos pueden alcanzar los 118 ° C, los géiseres escupen gases tóxicos y las aguas termales se inflan con ácido.

El equipo internacional de microbiólogos, geólogos y cristalógrafos pasó dos semanas en enero explorando la cúpula y sus alrededores, con la esperanza de encontrar bacterias que puedan vivir en estas condiciones extremas. “Fuimos el año pasado y volvimos a tomar más muestras del domo, el lago salado subterráneo, el estanque negro que contiene mucho cloruro de magnesio”, dice López-García, de 51 años. “Apenas reconocí el lugar: los manantiales están bloqueados por la sal y otros manantiales se abren junto a ellos”.

El sitio era de difícil acceso. “No nos permitían ir allí sin protección militar”, recuerda López-García. Pero el esfuerzo valió la pena y el equipo recolectó muestras para realizar pruebas. Usando microscopios electrónicos y secuenciación de ADN, observaron muestras con microorganismos extremófilos: bacterias y arqueas (dominios de microorganismos unicelulares) que no solo resisten la depredación de Dallol, sino que incluso se reproducen. “Encontramos una variedad de arcos que no tienen un vecino cercano”, dice López-García.

A corto plazo, el cultivo de estos organismos microbianos altamente adaptables en el laboratorio puede ayudar a los científicos a explicar por qué algunas especies pueden crecer en sal y ácido. A largo plazo, todavía hay muchas muestras por recolectar y analizar, podría mostrar por qué la vida en la Tierra ha comenzado a desarrollarse.

La vida, en forma de organismos unicelulares, apareció en la Tierra hace unos 3.800 millones de años, durante el eón arcaico, cuando la corteza terrestre comenzó a emerger del mar. En este ambiente cálido, ácido y volcánico, la geología prevaleció sobre la biología, al igual que en Dallol. “Las especiales condiciones ambientales de este sitio podrían ser similares a las de la Tierra primitiva”, dice López-García. “Esto es especialmente cierto para la presencia de alta actividad hidrotermal en un entorno donde la vida aún no domina y posiblemente a través de la presencia de compuestos orgánicos. . “Las condiciones infernales de Dallol recrean el comienzo, y al analizar la capacidad de la vida para encontrar un camino, incluso aquí, los científicos esperan encontrar una respuesta a la pregunta más importante de todas.

Gran parte de las noticias de la ciencia de el planeta tierra en un sólo sitio. noticias de Ciencia.