Resolviendo el misterio de las interrupciones de los satélites en el “Triángulo de las Bermudas” en el espacio

El misterio detrás del cual los satélites Swarm guardan silencio puede haber sido resuelto

Suena como la trama de una película de ciencia ficción de bajo presupuesto: los satélites en órbita están sujetos a un misterioso panel de navegación mientras cruzan el ecuador entre América del Sur y África, y solo ocurre de noche.

Esta es la experiencia del experimento Swarm desde su lanzamiento en 2013.

Swarm es una misión de la Agencia Espacial Europea (ESA) en la que tres naves espaciales idénticas vuelan en formación alrededor del mundo, mapeando el campo magnético de la Tierra con una “precisión y resolución sin precedentes”.

Esta precisión requiere correcciones de posición continuas de los satélites GPS, por lo que se observaron misteriosas interrupciones. Los datos descargados en el cuartel general de la misión en Potsdam, Alemania, no mostraban información de posición en determinados momentos y lugares.

Durante años, los expertos se han sentido desconcertados por estas interrupciones. Ahora, las culpables resultan ser las tormentas en el espacio, o más precisamente la ionosfera, entre 300 y 600 km sobre la Tierra (el límite oficial entre la atmósfera y el espacio es de 100 km).

“Estas tormentas ionosféricas son bien conocidas, pero solo ahora hemos podido mostrar un vínculo directo con la pérdida de la señal GPS”, dijo la profesora Claudia Stolle, investigadora de Swarm en el GeoForschungsZentrum Potsdam en Alemania.

¿Qué son las tormentas ionosféricas?

****: La ionosfera es parte de la atmósfera superior de la Tierra, entre 80 y unos 600 km. Refleja y modifica las ondas de radio que utilizamos para las comunicaciones y la navegación GPS.

****: Los átomos y las moléculas son “ionizados” por la radiación ultravioleta extrema (EUV) y los rayos X, lo que provoca una capa de electrones.

****: Esta “carga” también puede verse afectada por erupciones solares y cambios en el viento solar y tormentas geomagnéticas.

****: Sin embargo, la mayor cantidad de ionización es causada por la irradiancia solar, la parte nocturna de la Tierra que coincide con el momento en que hay interrupciones en el proyecto Swarm.

“Las tormentas eléctricas generalmente ocurren durante una o dos horas entre la puesta del sol y la medianoche y hacen que la señal de GPS se pierda de los satélites durante unos minutos”.

La causa de las interrupciones podría rastrearse porque los satélites Swarm tienen detectores magnéticos y GPS a bordo, y el descubrimiento podría allanar el camino a la fuerza para un mejor pronóstico del clima espacial y un mejor GPS aquí en la superficie.

Los científicos han informado que el vínculo entre las interrupciones del GPS y las tormentas ionosféricas ha proporcionado una nueva forma de investigar las irregularidades sistemáticas en la ionosfera y las vincula con los cambios en la actividad magnética solar.

Dada la creciente dependencia de la civilización de satélites y la creciente conciencia de su vulnerabilidad a la actividad solar, esto podría resultar ser un salvador literal.

“El GPS se ha convertido en una herramienta científica inesperada para nosotros”, añadió el profesor Stolle. Los hallazgos se publican en la revista Space Weather.

Gran parte de las noticias de la ciencia de el planeta tierra en un sólo sitio. artículos de Ciencia.